Geotermia

¿Qué es la geotermia?

La geotermia es una energía renovable que aprovecha el calor del interior de la Tierra. Es una energía eficiente y sobre todo limpia que se puede aprovechar en casi cualquier lugar. El calor fluye desde el interior hacia la superficie. La energía geotérmica puede manifestarse de manera natural en:

Fuentes termales

 

Géiseres

 

Volcanes

 

El agua y el vapor extraído se aprovechan con una turbina para la generación de electricidad y para la estabilidad de la misma es devuelta de nuevo al yacimiento geotérmico. En algunas ocasiones si no existe un acuífero se inyecta agua en el yacimiento, lo que nos permite aprovechar este recurso en lugares donde antes no era posible.

Podemos distinguir la geotermia según su temperatura. Las hay de tres tipos:

  • Baja temperatura (30º).
  • Media baja temperatura (30º a 150º).
  • Alta temperatura (más de 150º).

La calefacción y el agua caliente de nuestros pueblos y ciudades son utilizadas por los recursos geotérmicos de media baja temperatura.

Los recursos geotérmicos de baja temperatura también llamados someros aprovechan el calor bajo la corteza terrestre y el calor del sol. Mediante con una bomba de calor se crea un circuito subterráneo para extraer dicho calor y transmitirlo a las viviendas para mantener las casas frescas en verano.

Está bomba de calor no genera humos ni tampoco contaminación debido a que funciona sin combustión alguna. Tiene un mantenimiento muy bajo y es segura.

En los yacimientos geotérmicos de alta temperatura el agua y el vapor que extraemos a altas presiones se utilizan sobre todo para generar energía eléctrica. Las centrales eléctricas se sitúan normalmente sobre los yacimientos geotérmicos.

Ventajas de la energía geotérmica:

  • Al no haber chimeneas suponen un impacto visual y sonoro totalmente nulo.
  • Mantiene la temperatura del hogar siempre estable.
  • Es eficiente.
  • Es un recurso autosuficiente e inagotable.